“No hay políticas públicas adecuadas contra la trata de personas”

La Fundación Alameda, encabezada por el diputado de la Ciudad por UNEN Gustavo Vera, junto con el apoyo de otras organizaciones no gubernamentales y de legisladores porteños presentarán hoy un amparo en la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires por la Ley de Trata de Personas sancionada hace más de 2 años y nunca reglamentada por el Ejecutivo Nacional. También propondrán un proyecto de ley para el quite de habilitaciones y cierre de locales nocturnos que encubren  prostíbulos en la Ciudad, así como la prohibición de contratar a mujeres como alternadoras.

La presentación se hará por la mañana y tomará estado público a la tarde. Cabe recordar, tal como explicita La Alameda en su portal, que la reforma a la ley de trata fue sancionada el 19 de diciembre de 2012 en sesiones extraordinarias que fueron convocadas con urgencia por la presidenta Cristina Fernández tras el fallo que absolvió a todos los acusados del secuestro y desaparición de Marita Verón. Por aquel entonces, la primera mandataria consideraba que había “un divorcio entre la sociedad y la Justicia” y que era necesario “democratizar el Poder Judicial”.

“Después del fallo – en el que la Sala II de la Cámara en lo Penal de Tucumán resolvió  absolver a los trece imputados por el secuestro y el sometimiento de Marita Verón –  hubo una Ley de Trata que desarrollaba un esquema de contención para las víctimas, un protocolo para su reincorporación en la sociedad y que establecía penas más graves para este delito. Pero nunca se cumplió. Los jueces vienen amparándose en que la ley no está aplicada. Por eso presentaremos el amparo”, explicó el legislador porteño Gustavo Vera a Revista Coyuntura.

El funcionario, amigo del Papa y capaz de donar 16 mil pesos de su sueldo, consideró que en este tema como en otros sustanciales para la sociedad hay falencias y connivencia desde el Estado. “No hay políticas públicas adecuadas para el tema, como tampoco las hay contra el narcotráfico, contra el lavado de dinero o cualquiera de los delitos del crimen organizado. No se trata de negligencia sino de cohecho”, agregó.

“Actualmente en la Ciudad hay aproximadamente 1200 prostíbulos. Un tercio de éstos funcionan como pseudo whiskerías y cabarets, entre los cuales muchos cuentan con venta de estupefacientes. Por eso buscaremos que se cierren estos lugares y también los que favorezcan a mujeres como alternadoras”, concluyó. Esta iniciativa busca modificar  el artículo 58 del Código Contravencional de la Ciudad. En la jerga, las alternadoras son las coperas. Las mujeres que inducen al cliente a consumir bebidas alcohólicas y lo seducen para que “contrate” su servicio.

Considerando que la desaparición de “Marita” se convirtió en el caso paradigmático de la trata de personas y que permitió una mayor visibilización del tema, nos contactamos con el abogado que se desempeña en la Fundación María de los Ángeles. “Desconozco el amparo que se presentará por lo que no puedo opinar del mismo. Sí sabemos que se está trabajando en la reglamentación de la ley (26.842)”, opinó el doctor Carlos Garmendia.

“Hay una parte de la ley que diseña  el Consejo Federal para la Lucha contra la Trata y Explotación de Personas y para la Protección y Asistencia a las Víctimas que contempla a representantes de todos los estamentos del Estado. Incluidas las ONG. Esto no se realizó todavía y no quiero quitarle importancia. A pesar de eso, y de que la ley no está reglamentada, la normativa se aplica”, puntualizó Garmendia, que se diferenció de Vera en su consideración.

Deja un comentario